Un clásico ¿descafeinado?

1 11 2010

El azar, la casualidad o la búsqueda de debates públicos nos han trasladado hasta un escenario ‘inesperado’. Hace tiempo que se sabía que el partido por excelencia de nuestra Liga, el FC Barcelona – Real Madrid coincidiría en fecha y hora con las Elecciones al Parlamento Catalán. De repente, la policía autonómica catalana no puede garantizar la cobertura de seguridad que dos eventos de esta envergadura necesitan y se opta por modificar uno de ellos. En este caso, lo más sencillo es trasladar el clásico al sábado o incluso, el lunes, día en el que desde la pasada temporada se vienen disputando partidos de Liga. Aunque para muchos esta última opción devaluaría el ‘Clásico’.

El Clásico de nuestro fútbol todavía no tiene ni fecha ni hora en el calendario

No sería la primera vez que un Barça-Madrid se dispute entre semana. Ya hay precedentes. De hecho ha ocurrido varias veces como en la temporada 99/2000, en la noche que Raúl mandó callar al Camp Nou o hace no tanto, un 7 de mayo de 2008, cuando el Planeta Fútbol asistió al pasillo azulgrana en pleno Paseo de la Castellana un miércoles. Y más allá de nuestro ‘Clásico’, la Liga de Campeones concentra en estadios y frente al televisor a millones de aficionados, que en ningún caso se ven devaluados por su ubicación en días laborables.

Ésa es la excusa más repetida estos días. Pero hay más condicionantes detrás. En nuestra Liga los horarios son designados por los operadores televisivos que poseen los derechos de retransmisión, en este caso Mediapro, quien ya ha asegurado que elegirá la fecha apenas una semana antes del 28-N. Y ahí entran diferentes factores: Esa semana, (la semana del 28 de noviembre) también hay Liga de Campeones y en esta ocasión el Madrid jugará el martes, mientras que los culés harán lo propio el miércoles. Así, los azulgranas tendrían un día menos de descanso y ya presionan para que el partido no se dispute en el sábado 27, aunque la versión oficial desde las oficinas del Barça sea que jugarán cuando le digan.

Desde la capital, Jorge Valdano ya se ha apresurado a afirmar que “un lunes no es digno para un Barça-Madrid” dejando clara su postura. De manera sorprendente, Víctor Valdés, el guardameta azulgrana, también se ha descolgado con unas declaraciones en la misma línea que el Director General blanco: “no creo en los partidos jugados ese día. El fútbol es para el fin de semana”.

Los implicados no han sido los únicos en pronunciarse y otros como el jugador del Getafe,  Iván Marcano ha dejado claro que Barça y Madrid no son diferentes y que pueden jugar en lunes como el resto. La decisión a buen seguro no dejará conforme a nadie y continuará siendo tema de debate de las tertulias (las deportivas y las de otro género) hasta que se conozca la fecha y hora de un partido que sea cuando sea enfrentará a los dos colosos de nuestro fútbol, quienes ya cabalgan hacia otra lucha apasionante.





El drama Contador

3 10 2010

Quiero entenderle y no puedo. No dudo de su dopaje, en eso le sigo creyendo a pies juntillas. Alberto, tal y como él ha reconocido no necesita continuar dando pedales porque ya tiene la vida resuelta. Pero su aparición anoche en La Noria, ese circo de la telebasura revestido de vez en cuando por la carpa de los temas sociales, carece de seriedad y rigor. De deporte se trata, se discute y se reflexiona en los foros deportivos que los hay, y tan seguidos como el ‘late-show’ de Telecinco. Si la verdad es su guión, no puede ir recubriendo su drama con capas de populismo barato y morbosidad mediática.  Porque en los foros a los que ahora acude Alberto, nunca antes interesó su valor, su victoria, su persona. Nunca antes conocieron a Contador.

Contador y Jordi González en un momento de la entrevista

Prefieren relamerse con el ídolo caído, con la injusticia reinante, con la palmadita amistosa, con el oportunismo barato. Porque Jordi González, a la postre, el encargado de escrutar las sensaciones y los sentimientos de un Alberto cariacontencido,tampoco supo o pudo sacar algo más, algo nuevo del campeón español. Nada, más allá de esa amenaza para todos los amantes del ciclismo que fue su posible retirada si su positivo por clembuterol no queda en una simple contaminación alimenticia, como el pinteño no se cansa de reclamar.

Quizá en esa insistencia se puede vislumbrar su estrategia. Contador quiere contar ‘su’ verdad, que para él (y para muchos otros) es la verdad a los cuatro vientos. En ese sentido, y aconsejado por un departamento de comunicación que sabe muy bien, cómo y a través de qué medios, se puede llegar a un público mayoritario (y no sólo deportivo), han ideado un tour por los principales medios de comunicación del país. De hecho, Contador aparecerá mañana en Espejo Público, junto a Susana Griso como el invitado estrella de su magazine matinal. ‘El pistolero de Pinto’ se ha propuesto conquistar (o convencer) al pueblo y no escatimará balas en su objetivo. Radio, prensa y televisión serán testigo de su defensa.

Aunque para ello tenga que pasar por pseudo-entrevistas como la realizada ayer en La Noria por el Presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla. Formaba parte del show, del espectáculo para enganchar a la audiencia. Posteriormente, Jordi González intentó animar al ciclista español, con las innumerables muestras de cariño recibidas vía sms al programa, alternando con los vítores populares y preguntas superficiales y reiterativas. Para rematar el fiasco terminó la entrevista preguntando a Contador si había algo que a él (el entrevistador, el periodista, el presentador del programa) se le había escapado alguna cuestión a la que quisiera responder. Se descubrió él solo. Ya había desaprovechado a uno de los viajantes más ilustres que se han subido a su Noria.

Sin duda el personaje más deseado del momento, al menos en el mundo del deporte, merecía algo más, aunque tengo serias dudas sobre si el programa elegido era el mejor para lavar su imagen. Porque uno tendrá mucho que aprender de televisión pero desconoce pocos rincones deportivos. Y esa entrevista tenía más jugo del exprimido anoche en La Noria. Confiemos en que Susana Griso en su Espejo Público se olvide del show y se centre en la persona que a estas horas es aún más importante que el ciclista. Su drama merece ser conocido alto y claro, sin rehuir responsabilidades, sin dejar de pelear por una inocencia que costará más esfuerzo y tenacidad que coronar algunos puertos del Tour de Francia. No debería olvidar Contador que en cualquier drama, sólo la verdad triunfa. Incluso, cuando se suba a una noria.

Este pudo ser el momento más curioso de la visita de Contador a La Noria:





El Clásico desde dentro

9 04 2010

No seré ninguno de los 22 protagonistas que mañana saltará al césped, ni siquiera alguno de los 80.000 que lo verá ‘in situ’ en el Santiago Bernabéu y tampoco lo podré seguir cómodamente desde el sofá de mi casa. Y sin embargo será un partido especial, único e irrepetible. Irrepetible porque nunca se había llegado a una situación similar, único porque pocas veces un Real Madrid-Barcelona ha sido tan definitivo como éste, especial porque será mi primer clásico desde dentro.

El Clásico de Messi y de Cristiano Ronaldo se verá por La Sexta

Mañana viviré mi primer Real Madrid – FC Barcelona desde una redacción de un medio de comunicación. Más aún, viviré mi primer Clásico en la Televisión que ofrecerá el partido en exclusiva, La Sexta. De hecho, ya lo llevo viviendo varios días y nadie o casi nadie se puede imaginar todas las horas de trabajo que hay detrás del Partido del Milenio, como lo han bautizado algunos. En estos días hemos repasado los clásicos de oro que estos dos colosos de nuestro fútbol han desarrollado a lo largo de ochenta años de Liga.

La tensión y la emoción ha transpirado por la redacción a lo largo de la semana, mientras el trabajo se acumulaba a medida que avanzaba la hora del partido. Ahora que queda poco más de 24 horas para que comience la madre de todas las batallas los guerreros velan armas, incluso nosotros, los periodistas, a los que mañana nos espera un día tan duro o más que a los futbolistas. El Clásico lo viviré desde bien temprano, aunque mi jornada laboral no comience hasta por la tarde.

Entonces me reuniré con la gran familia que es la redacción de deportes de La Sexta para comenzar a especular, a discutir, a pronosticar, a analizar y a saborear la grandeza de un partido que es capaz de reiventarse cada temporada, cada año. En ésta, la igualdad es máxima y ambos llegan empatados a casi todos: 77 puntos, 57 de goal average para el Real Madrid por 56 del FC Barcelona. Esa igualdad también se refleja en una redacción que vivirá con la pasión y la entrega propia que solo estos partidos consiguen desatar.

Última hora de los dos equipos, entrevistas, reportajes, análisis de los principales protagonistas, el lugar de la batalla, el ambiente del gran día…, todo eso y mucho más podrán disfrutar todos aquellos que sintonicen La Sexta desde las 13h. del mediodía. Luego, tras la pausa necesaria, volveremos a conectar con todos los espectadores a partir de las 19h. de la tarde hasta que el cuerpo aguante, posiblemente más allá de la una de la madrugada. Mientras tanto, otros intentaremos llevarles toda la pasión, la emoción y la grandeza del mayor espectáculo del mundo.





El Mundial por T5

23 03 2010

TVE tuvo varios en su privilegiada condición de televisión pública, Antena 3 hizo rememorar a Olga Viza y Matías Prats viejos laureles e incluso las recién nacidas como Cuatro y La Sexta ya han disfrutado de uno. Ahora que el dinero escasea en las principales televisiones españolas, Telecinco, el único que ha sabido rentabilizar la telebasura, ha puesto la pasta encima de la mesa para hacerse con el paqute básico de la próxima Copa del Mundo de Suráfrica.

T5 repetirá equipo. La incógnita, si contarán con Aragonés.

Telecinco retransmitirá así ocho partidos en total: el partido inaugural, los tres partidos de España en la primera fase,  más un partido de Octavos de final, otro de cuartos, una de las semifinales y la final. Es obvio que si la ‘Roja’ alcanza la fase final los partidos televisados por JJ Santos, Ramón Fuentes y Cía. serán los de España. Por otro lado, y como no podía ser de otra manera Sogecable ha adjudicado el segundo paquete a su canal en abierto. Cuatro retransmitirá un total de 16 partidos (11 de la primera fase, tres  de octavos, uno de cuartos y una semifinal). Ninguno de estos, obviamente, serán partidos de la Selección Española, aunque Carreño y Maldini entre otros tendrán la posibilidad de narrar los partidos de Inglaterra, Argentina, Brasil, Alemania, Holanda o Francia.

Ayer se cerró la subasta pública convocada por Sogecable (titular en exclusiva para España de los derechos audiovisuales de la cita mundial) el pasado 13 de marzo para vender al mejor postor los derechos de estos paquetes por los que en su día llegó a pagar 90 millones de Euros. El concurso estaba abierto a todos los operadores pero Telecinco fue el único que había prsentado una oferta en firme. Por ahora se desconocen las cifras pagadas por el canal de Vasile para llevarnos los partidos de España hasta nuestros televisores.

El incentivo ahora es saber si Luis Aragonés será uno de los comentaristas de lujo con los que Telecinco espera contar para una cita inigualable en su historia. El ex-seleccionador ya estuvo en el equipo de comentaristas que el año pasado nos llevaron hasta nuestros hogares la Copa Confederaciones. Esto tampoco se ha confirmado aunque es de prever que la buena relación que une al Jefe de Deportes de la cadena de Fuecarral y Aragonés nos permita disfrutar de esa extraña pareja. El resto lo pondrá Sara Carbonero a pie de campo quien seguirá muy de cerca todos los movimientos de los nuestros.

Aunque si a alguno no le convencen las retransmisiones de JJ siempre quedará la posibilidad de escuchar a Carlos Martínez, ya que Canal + retransmitirá los 64 partidos del Mundial en directo a través de  Canal+Liga por una cuota de 15€/mes. Por esta plataforma los partidos también se podrán ver en calidad HD. Un verdadero lujo con el sello de Canal+. Sólo les faltará un inalámbrico tan espectacular como el evento, aunque esa guerra la ganó hace tiempo Telecinco.





Pasión e información

12 03 2010

Esas han sido las claves que he conocido hoy. Son las claves que deben acompañar a una buena retransmisión deportiva y han sido pronunciadas por Rubén Martín, la voz del Atlético de Madrid en la Cadena Ser. Ha sido en el Seminario de Retransmisiones Deportivas que ha tenido lugar hoy en la Residencia Ginés de los Ríos de la Universidad Carlos III de Madrid. A ella han acudido en calidad de invitados otros rostros conocidos del panorama periodístico actual, entre ellos, Antonio Esteva, comentarista de los partidos de La Sexta, Jorge Hevia, productor y coordinador de Carrusel Deportivo y Antonio Ruiz, micrófono inalámbrico del Atlético de Madrid en la Cadena Ser.

Éste debe ser nuestro compañero más fiel, nuestra herramienta y nuestra arma

Junto a la pasión y la información, la ilusión ha sido el otro ingrediente que ha aderezado la mañana. La ilusión de una centena de jóvenes veinteañeros que tienen en el deporte su pasión y en el periodismo su profesión y su futuro. Ese futuro que se plantea ahora incierto y desesperanzador no ha podido con sus ganas, con nuestras ganas de estar al lado de la noticia, de contar lo que otros no pueden ver, de emocionarse intentando emocionar y divertir a la gente. La diversión es el otro gran enganche de esta profesión, lo compruebo cada día que acudo a la redacción, de la que todos los días me traígo, además de varias lecciones aprendidas, un puñado de risas y buenos momentos.

Ese buen rollo también hay que transmitirlo a través del micrófono porque no hay que olvidar que la gente está al otro lado disfrutando de su tiempo libre, pasando un buen rato con los amigos o trabajando con la radio (o la TV) como única compañía. Por eso cada partido de fútbol, cada gran premio de automovilismo, cada partido de básket o cada etapa de una gran vuelta ciclista tiene que ser entendido como una fiesta, sin olvidarnos que estamos trabajando, que estamos ante un micro y que somos los ojos de todas esas personas. Los excesos en los medios también se pagan.

Somos contadores de historias construidas a base de pequeños retazos de realidad. Retazos que en ocasiones pasan a una velocidad endiablada y en otros casos (en otros deportes) el tempo de juego es más relajado. Hay, por tanto, que tener una gran lucidez y agilidad mental para saber jerarquizar qué tenemos que contar y qué obviamos. Al igual que hay que saber distinguir las diferencias que existen entre un medio y otro, las características que posee una retransmisión para radio y los atributos de una para televisión.

Esteva, Hevia y Antoñito Ruiz, éste último el auténtico animador del coloquio, han aportado sus conocimientos y sus experiencias personales y profesionales para intentar descubrir que se esconde entre bambalinas de ese maravilloso mundo que es el periodismo deportivo. Nos han regalado consejos, trucos, mitos y leyendas que acompañan a la profesión, atendiendo solícitos nuestras peticiones e inquietudes. La pasión y la información continuará el próximo día 26, cuando la teoría deje su lugar a la práctica para sentir en nuestra propia piel el dulce sabor del gol, cantado con nuestros propios pulmones.





Mi padrino es un becario

21 01 2010

Por todos es sabido que quien no tiene padrino no se bautiza. Y esa expresión a medio camino entre la cotidianidad y el refranero español vale para todos los ámbitos de la vida. Uno nunca ha sido muy amigo de ella pero la vida le ha ido enseñando que quien tiene esa oportunidad, tiene un tesoro. Si tú no lo aprovechas otro vendrá detrás tuya. Pero esta vez sí, esta vez la oportunidad ha llegado y la hemos aprovechado, aunque, sin duda, todo hubiera sido más difícil sin él, sin su trabajo inconmensurable, sin su esfuerzo diario y sin su amistad eterna.

A partir de febrero metemos La Sexta

Esta vez, el padrino es un becario y gracias a él mi vida ha dado un giro de 180º para adquirir esa categoría por la que todos antes o después terminamos pasando. Desde el 1 de febrero me convertiré en uno de ellos, en un becario de periodismo, que dará sus primeros pasos profesionales en un medio tan familiar como desconocido: la televisión. Sí, a partir de febrero comenzaré mis segundas prácticas profesionales en la redacción de informativos de La Sexta, la cadena de Mediapro. La nueva aventura se presenta apasionante porque el descubrimiento del nuevo medio irá aderezado con la mejor medicina posible, el deporte.

Ya hay menos niebla en el horizonte, aunque ahora toca cumplir las espectativas, estar a la altura y tirar de capacidad de adaptación para acoplarse a los nuevos tiempos. Serán duros pero ilusionantes. Y con esa dinámica esperamos aprender, mejorar y ‘currar’. Sarna con gusto no pica.

La confianza ha ganado enteros y hoy es más fácil identificarse con esa frase que últimamente tanto he oído y que sirvió de acicate y motivación diaria a todo un Premio Nobel de la Paz como Nelson Mandela durante más de 30 años de cautiverio: “soy el dueño de mi destino, soy el capitán de mi alma”. También he dado una alegría a los míos, ha sido la de cal, un motivo más por el que sonreir, un motivo más por el que sentirse orgulloso de mí. Y ése es, en definitiva, mi único objetivo, mi único fin, mi única meta.

A esta primera parada he llegado por méritos propios y por colaboración ajena. Aunque ésta última haya sido inconsciente, casi sin querer, porque él simplemente se ha dedicado a darlo todo desde el primer día, a currar como el que más y a disfrutar de su gran pasión: el periodismo deportivo. Al final su trabajo y dedicación ha sido el mejor aval para un servidor, su compañero de pupitre en los últimos cuatros años, su amigo inseparable en la Universidad. Él ya es un referente en esa redacción y ahora otros hollamos ese camino. Gracias, Juancar, por ponernos tras la pista buena. El ‘Tridente’ llega a La Sexta.





Barrio Sésamo y la crisis de los 40

12 11 2009

A algunos, como Ghandi, Martin Luther King o Darwin le dedican un ‘doodle’ (las variaciones del icono del famoso buscador) en Google. Ellos han gozado de una semana. Y es que ellos son unos personajes especiales. Ellos son Epi, Blas, El Monstruo de las Galletas, la Rana Gustavo, Coco o Elmo. Ellos son Barrio Sésamo y el pasado 10 de noviembre cumplieron 40 años. Barrio Sésamo se ha hecho mayor, la competencia crece revestida de entretenimiento y moralejas vacías, aunque ellos siguen con la misma vitalidad con la que hace más de cuatro décadas comenzaron a educar a millones  de espectadores.Epi, Blas y compañía se conservan bastante bien a pesar de la edad

Fue un 10 de noviembre de 1969 cuando todos estos entrañables personajes comenzaron a aparecer en las pantallas de medio mundo con el único propósito de que los niños nunca olvidaran lo que se aprendía en el Barrio.  Su creadora, la productora Joan Ganz Cooney, ideó el programa educativo para niños de toda clase y condición, y convención al Gobierno norteamericano para que Barrio Sésamo tuviera un lugar destacado en la PBS (Televisión Pública Estadounidense) que contaba con una programación residual.  El resto corrió a cargo de los psicólogos de Harvard y del marionetista, Jim Henson.

Su nulo ánimo de lucro y la detalladísima investigación educativa que había tras cada sketch le hizo ganarse rápidamente un hueco en los televisores familiares de EE.UU. En Barrio Sésamo tampoco había tabúes. Allí se intentaba explicar con la misma ingenuidad y sencillez el divorcio, la muerte de los seres queridos o las enfermedades más variadas. Aunque es más que posible que toda esa pedagogía hubiera quedado en el olvido si no hubiera sido porque los sketchs terminaban siendo desternillantes, irónicos y divertidos, muy divertidos para los niños. Era otra televisión.

En España, los vecinos de Barrio Sésamo tardarían más tiempo en colarse en nuestras casas. No sería hasta 1977, a través de TVE,  cuando Epi, Blas y el Monstruo de las Galletas comenzaran a educar y a divertir a varias generaciones de niños españoles. En la versión española se unieron a este grupo de entrañables gamberros, nuevos personajes como Espinete, la gallina Caponata y Don Pimpóm. Mi preferido siempre fue Espinete, algo tenía aquel erizo rosado con el que siempre identifiqué mis eternas tardes ante el televisor en una época en la que el entretenimiento y la educación iban de la mano.

Eso hoy es más difícil. Cuesta ver en la televisión algo que sea educativo, cuanto más un programa para niños. La competencia es dura, se ha multiplicado y sobre todo, se ha olvidado de la educación y las moralejas que hicieron tan popular a Barrio Sésamo. Hoy los programas para niños priman el merchandising, la diversión como simple desconexión de todo y la violencia y los malos modos como elementos de atracción de la audiencia. El único valor relevante. Por eso mantener un programa como Barrio Sésamo hoy por hoy tiene su mérito y ahonda en su valor. Unos valores que han dado para enseñar y divertir durante más de 37 temporadas y 4.135 episodios. Por todo lo bueno hecho, por todos los grandes momentos vividos con vosotros y por todo lo bueno por hacer, ¡Muchas Felicidades! y que cumpláis muchos más.