Un paso adelante

22 08 2010

Estamos más cerca. A un paso o a una canasta de la machada, del cambio de régimen, del salto definitivo hacia la galaxia NBA. Hoy la fortuna no terminó de vestirse de rojo y prefirió la planta atlética norteamericana, sus imponentes condiciones físicas y su espectacular calidad fuera de toda duda juegue quien juegue. A los nuestros, a los hombres de Sergio Scariolo se les apagó la luz en la última posesión, ésa que podía habernos dado una victoria de prestigio con sabor a revancha. Dos años después de aquella memorable final olímpica, de aquel mate de Rudy, de aquellos pasos de salida, de aquel 107-118, los mundos se aproximan y esa escalón se sitúa hoy en un solo punto: 86-85.

España volvió a plantar cara a EE.UU. y los mundos se acercan

De nuevo salimos del partido con la cabeza alta, con el regusto de una derrota agridulce y el orgullo de una generación de oro. Es cierto que el equipo estadounidense estaba falto de sus megaestrellas NBA, pero éstos son tan buenos que nos ayudan a darnos cuenta del estratosférico nivel de la Selección Española de Baloncesto. Quien también llegó al partido con la ausencia, conocida por todos, de nuestro mejor hombre, ese extraterrestre capaz de colgarse dos anillos en la meca del cine y defender con el compromiso de siempre a su país. En esta ocasión, Pau Gasol necesitaba un merecido descanso y sus canastas llegan ahora en forma de ánimo desde la grada.

Su liderazgo, como no podía ser de otra manera, se echó en falta ayer. Sobre todo al inicio cuando La Roja salió agarrotada y dubitativa ante el partido más esperado de esta preparación previa al Mundobasket de Turquía. Superados por el marco incomparable de una Caja Mágica abarrotada y sometidos al altísimo ritmo impuesto por los norteamericanos de salida, España no se encontraba y el juego no fluía. USA nos respetaba tanto que en ningún momento bajaron el pie del acelerador, aquello no era una pachanga de entrenamiento y nada tenía que ver con el partido disputado el día anterior frente a los lituanos.Esa condición también la ganamos hace dos años.

Tuvo que ser el gran capitán de esta Selección, Juan Carlos Navarro, el que asentara el juego y la calma de los nuestros con un par de triples marca de la casa. Junto a él, Ricky Rubio presentó sus credenciales al estrellato norteamericano, donde ya le esperan con los brazos abiertos. Su recital esta noche dejó con la boca abierta a los estadounidenses, a base de penetraciones imposibles, robos de todos los colores y distribución maestra del balón. Su perfil de agitador del juego  adquirió más protagonismo tras la lesión de Calderón, la única mala noticia de la noche. Habrá que esperar, pero tiene mala pinta lo del extremeño. 

Los Yankees vieron reducidas poco a poco sus rentas iniciales. Hasta que a menos de dos minutos para el final España empataba el partido a 80 puntos. Entre medias comprobamos que la magia NBA va más allá de los Kobe Bryant o Dwight Howard, por poner dos ejemplos. La ÑBA tuvo que vérselas con la versatilidad de Kevin Durant, el MVP del futuro, con la agilidad y velocidad de movimiento de Derrick Rose y con la veteranía de Lamar Odom. Con Rajon Rondo, el base de los Boston Celtics, guardando reposo por unas molestias, Chancey Billups asumió los mandos mientras mientras que Westbrook, Gay y Curry martilleaban nuestro aro.

Así las figuras de Marc Gasol y Felipe Reyes se agrandaron hasta llegar a los 17 puntos el primero;16 el segundo. Su labor en la pintura resultó fundamental y sus piques con Chandler y Odom llegaron a algo más que palabras en algún momento de partido. Marc tiró de su calidad y de su experiencia en la mejor liga del mundo para encontrar la rendija entre las torres norteamericanas. A Felipe, como siempre le valió con su casta, con su furia, y con su calidad, que también la tiene para mantener a los estadounidenses a tiro.

Y así llegamos al decisivo minuto final. A esa última posesión que España no supo gestionar, en gran medida, por la defensa en zona realizada por EE.UU. Ni Rudy, ni Navarro, ni Ricky Rubio fueron capaces de acertar con el aro. El doble tapón de Kevin Durant, el mejor jugador de la noche, acabó con nuestras ilusiones, aunque no borró la sonrisa de nuestra boca ni de la de los jugadores, conscientes de que tuvieron la oportunidad en sus manos y eso es un salto hacia adelante que nos acerca a la canasta de la galaxia NBA. La quimera, cada vez lo es menos.





España juega en Euskadi

7 08 2010

No debería ser noticia pero lo es. 22 años después, la Selección Española de Baloncesto vuelve a disputar un partido en tierras vascas. Será un torneo internacional en su camino de preparación para el Mundo-Basket de Turquía que comenzará a finales de agosto y que les enfrentará hoy (20.00h/La Sexta) a Lituania y mañana, a la misma hora y en el mismo canal, a Eslovenia. Partidos serios para ir calibrando el nivel de los nuestros y cerrar definitivamente los doce elegidos por Sergio Scariolo. San Emeterio y Carlos Suárez se juegan esa plaza.

Calderón vuelve a su segunda casa, Vitoria

Vitoria, capital del baloncesto en el País Vasco, será el testigo privilegiado de un torneo con tintes de evento importante. Quien no lo podrá disputar será Rafa Martínez, el jugador del Power Electronics Valencia fue el segundo descarte de Sergio Scariolo, provocado en gran medida por la buena recuperación que está llevando Sergio Llul, su rival en el puesto. En el alambre también se encuentran Fernando San Emeterio y Carlos Suárez, quienes tienen estos dos partidos para sacar el billete final a Turquía. Quizá por el lugar y por la buena temporada realizada en su club, el Caja Laboral de Vitoria, San Emeterio parte con ligera ventaja para quedarse.

Como en casa se van a sentir también Jorge Garbajosa y José Manuel Calderón. Ambos ‘enchufaron’ sus primeras canastas como profesionales en el antiguo Tau de Vitoria y a buen seguro que hoy notarán un cosquilleo especial cuando vuelvan a pisar el parqué del Buesa Arena, ése en el que se hicieron jugadores de basket. Ahora no defenderán los colores azulgranas del Baskonia, pero el apoyo de una de las canchas más calientes de la ACB se hará notar igualmente. 

Scariolo, por su parte, quiere dar un paso adelante en la preparación y puesta a punto del grupo. Tanto Eslovenia como Lituania son rivales de postín, con los que perfectamente nos podríamos cruzar en octavos o cuartos de final de ese MundoBasket que ya aparece en el horizonte. Será una buena ocasión para ver cómo evoluciona la ÑBA sin su faro y su referente, Pau Gasol. La calidad y la expereciencia de estos jugadores deben ser garantía suficiente para que la baja del pívot catalán se relativice.

No obstante, la Federación Española de Baloncesto ha abierto el camino al resto. Y es de agradecer. Porque tras el basket, serán otras las federaciones que acudirán hasta el País Vasco para acercar las diferentes selecciones nacionales. La Vuelta Ciclista a España, las eliminatorias de la Copa Davis o un partido clasificatorio para la Eurocopa 2012 de la Selección Española de fútbol serán los próximos eventos de los que puedan disfrutar la afición vasca. Es un paso más, en esa normalización en la sociedad vasca que se inició no hace tanto tiempo y que amenaza con desterrar un pasado rancio cargado de miedos, amenaza y sin razón. El deporte puede ser la excusa perfecta.





A por el Oro de Polonia

7 09 2009

Es el objetivo, la meta y la obsesión. Pero es también el fracaso frente al reto, el miedo frente al valor. Contra todo eso tendrá que luchar a partir de hoy la Selección de Basket de Sergio Scarolo que ya prepara su asalto a la única medalla que le falta a la mejor generación de baloncesto que ha dado este país. Por ello, su papel de favorito indiscutible a la máxima presea del Eurobasket será otro de los rivales con los que tenga que enfrentarse la ‘Roja’. Es el peaje que hay que pagar cuando eres el mejor.

La aportación de la Bomba Navarro volverá a ser clave

La aportación de la 'Bomba' Navarro volverá a ser clave

Y eso que a España le faltará su director de orquesta. José Manuel Calderón, el base de los Toronto Raptors no será el encargardo de organizar el juego de la ‘Roja’, aunque las alternativas no nos faltan. Su puesto está bien cubierto con la mayor promesa (hoy ya una realidad) del baloncesto nacional desde Pau Gasol. El joven Ricky Rubio tiene todas las papeletas para arrancar el Eurobasket como el arquitecto sobre el que los hombres de Scariolo construyan su juego. La presión y la responsabilidad no serán ningunos extraños para ese chico que sólo sabe disfrutar jugando a basket. Por si acaso, detrás de él estará la experiencia de Cabezas o la electricidad y buena visión de Raül López.

Sin embargo, la mejor noticia para la ‘Roja’ es la recuperación del pívot de Los Ángeles Lakers, Pau Gasol. No ha disputado ningún partido preparatorio, lleva apenas cinco días entrenándose con sus compañeros y su puesta a punto no será la ideal, al menos en este primer partido, pero sus galones y su tremenda calidad e intimidación en la pintura son piezas básicas que España no puede perder. Su motivación y su compromiso con la Selección serán otra arma fundamental para el equipo de Scariolo. No será la única, porque Rudy Fernández también está recuperado de la lesión muscular que le hizo perderse el último partido amistoso disputado por la Selección Española frente a Lituania. Sus penetraciones, su estratosféricos triples y su velocidad al contragolpe son sólo algunos de los recursos con los que podrá contar Scariolo entre su enorme plantel de estrellas.

Gasol vuelve con ansias de triunfo

Gasol vuelve con ansias de triunfo

A pesar de todo, es posible que el Seleccionador Nacional lo reserve hoy ante envites mayores para no forzar una recaída. Porque abrimos fuego con la siempre temida Serbia, aunque su pasado y su palmarés es hoy por hoy lo mejor tienen. Desmembrada de lo que en su día fue una potencia mundial como Yugoslavia, acuden a este Europeo con una selección muy joven, cargada de talento e inexperiencia. Ese talento lo centran jugadores Nenad Krstic, Kosta Perovic o Uros Tripkovic, poco conocidos a nivel mundial y de los que no se saben como responderán en un torneo de máxima exigencia como éste. Aunque el primer partido, el debut, siempre es peligroso y no sería la primera vez que nos encontremos con una sorpresa desagradable. De todos modos, yo apostaría todo al rojo.

Hoy y para el resto del Europeo. Porque todas las grandes selecciones acuden a la cita con significativas bajas que repercuten en la calidad de su plantilla. En Polonia no veremos ni a Holden, ni a Kirilenko (Rusia), faltarán Jasickevicious, Sikauskas y Kaukenas (Lituania), Papadopoulos y Diamantidis (Grecia) lo verán desde casa, Nowitzki (Alemania) no capitaneará a los teutones y Beno Udrih no será la esperanza eslovena. Con estas bajas es evidente nuestro cartel: favorito al oro con el mejor plantel posible (a excepción de la baja de Calderón). Ahora toca demostrarlo en el campo, esta noche a partir de las 21h. frente a la Serbia dirigida por Ivkovic. Allí acudimos con la necesaria cura de humildad provocada por la paliza del último amistoso frente a Lituania, que evitará que miremos a nadie por encima del hombro, aunque seamos más altos y más guapos.





Alerta Gasol

11 08 2009

Gasol sujeta su dedo dañado en la sesión de ayer

Gasol sujeta su dedo dañado en la sesión de ayer

Peligra el Europeo para Pau Gasol. El pívot de Los Angeles Lakers se lesionó ayer en su dedo índice de la mano izquierda al intentar taponar un tiro de Felipe Reyes en el entrenamiento vespertino. La contusión le afectó al ligamento interfalángico por lo que Pau fue operado de urgencia en un centro hospitalario de Sevilla. Los miedos surgen ante las presumibles tres semanas que el ‘4’ de España estará de baja. El Europeo comienza el día 7 de Septiembre, aunque Scariolo lo tiene claro “le esperaremos hasta el final”.

Y es que Gasol es la estrella de este equipo cargado de estrellas. No es una redundancia es una realidad. Él es el que más brilla en el firmamento de la Selección de basket, él es jugador referencia al que mirar en los momentos claves, y él es el único de este excepcional plantel que sabe lo que es jugar una final de la NBA y ganarla. Por ello su participación se hace imprescindible, porque la ‘Roja’ quedaría demasiado coja sin Pau, a lo que habría que sumar la consabida baja de José Manuel Calderón, el director de orquesta de los hombres de Scariolo.

Su compromiso con la Selección es total. Pau quiere estar ahí, con sus compañeros, defendiendo a su país para intentar conseguir el oro que les falta. Tras la amarga plata conseguida en Madrid hace dos años, en el que precisamente Gasol falló el tiro decisivo ante los rusos en la final, él al igual que el resto de la Selección anhelan quitarse aquella espina clavada desde entonces. Con estos antecedentes, el de Sant Boi forzará y hará todo lo posible para estar en Polonia del 7 al 20 de septiembre. Sí, porque esperamos estar en el país centro europeo hasta el día 20, el día de la final.

Mis dudas se centran más en el posible rendimiento que Gasol pueda ofrecer. El pívot de los Lakers llegaba a esta cita plenamente descansado tras una larga temporada, muy motivado ante el nuevo reto y con ganas de entrenar y conocer los métodos de Scariolo. Esta lesión retrasará su acoplamiento a la dinámica del grupo, su puesta a punto tras un largo período vacacional y sobre todo, su conocimiento de las tácticas y jugadas marcadas en la pizarra por el seleccionador nacional. Confiemos en que la inmensa calidad de Gasol pueda suplir todas esas carencias y pueda ejercer en Polonia de lo que es, el auténtico líder de la Selección.

Scariolo, el seleccionador nacional, también está muy atento a la evolución de Pau

Scariolo, el seleccionador nacional, también está muy atento a la evolución de Pau

Por otro lado, me pregunto cómo habrá sentado esta lesión en Los Ángeles, con los que hasta última hora de la pasada temporada se estuvo negociando para que Gasol pudiera defender a su país. A estas horas desconozco si se van a entrometer en la recuperación del pívot de Sant Boi, que también es una referencia en el equipo de la costa oeste. Lo cierto es que la Federación Española de Baloncesto (FEB) suscribió un seguro ante posibles lesiones, aunque la contusión de Pau no reviste una gravedad excesiva como para afectarle de cara a su próxima temporada con los Lakers. Confiemos en que éstos se queden tranquilos ante las explicaciones recibidas por los médicos de la selección y no enmarañen un ambiente que debe ser idílico para conquistar la presea más anhelada: el oro de Polonia. Allí vamos a demostrar que somos la eñe. Y con el compromiso de Gasol todo sería más fácil.