Due Diligence

17 10 2010

Es el nombre de moda estos días en Barcelona. El sinónimo de Guerra Civil que se ha apoderado de los culés. La Due Diligence encargada por Sandro Rosell y su Junta Directiva para desenmascarar qué se esconde detrás de la fachada triunfante y, a su vez, antipática de Joan Laporta. Ha sido su primera decisión clave tras llegar a la presidencia del Barça. En unos 100 primeros días caracterizados por el trabajo silencioso y por la división de decisiones y responsabilidades, Rosell reclamó el foco para explicar los pros y los contras de llevar a Laporta y sus secuaces a los Tribunales. Por si acaso él, votó en blanco, en la Junta de Socios Compromisarios celebrada hoy.

 

Las juergas de Laporta pueden pasarle ahora factura

 

Para los neófitos en el tema (como el que os escribe) intentaré explicarles qué es eso de una ‘Due Diligence‘. Por este término se conoce a una radiografía completa de una sociedad, cuyo objetivo es conocer cómo está la misma en una determinada fecha. A todas luces parece un tecnicismo económico para denominar a una auditoria externa. Sin embargo las diferencias existen. Una auditoría es obligatoria cuando una sociedad alcanza cierto volumen, tanto de activos como de cifras de ventas y de número de empleados. Se lleva a cabo una vez al año y ha de depositarse en el registro mercantil. Por su parte, una due diligence no se limita únicamente a temas financieros, sino que suele incluir en sus estudios las áreas fiscal, legal, laboral, financiera e incluso medioambiental. Así, en una due diligence se recogen aspectos que no refleja una auditoría.

Aspectos que hablan de comportamientos poco éticos y difícilmente justificables de Laporta y su Junta Deportiva. Según la Due Diligence, que le ha costado al club 230.000 euros, el agujero dejado por Jan y sus compinches ascendería a más de 77 millones de euros mientras que cuando se fueron del club aseguraron que dejaban las arcas con un superávit de 11 millones de euros. Los números no cuadran.

Algo o todo comienza a oler mal cuando en esos papeles lo primero que sale a relucir es una póliza de responsabilidad civil con cargo al club hasta 2016, en total 84.000 euros. Laporta y sus secuaces se cubrieron las espaldas de responsabilidades derivadas de las pérdidas del club. Esta póliza, firmada con la Aseguradora Zurich,  que se renovó poco antes de que la anterior junta saliera de la portrona presidencial cubre hasta los 25.000.000 millones de euros. Pecata minuta.

El despilfarro continua con una tarjeta Visa que debería tener rayado el chip de tanto pagar con ella. Estos gastos realizados en todo caso por directivos no están en ningún caso justificado. En total son 318.000 euros repartidos entre comidas en restaurantes en fechas señaladas, clubes nocturnos y facturas de  hoteles en Qatar (Shangri-la Hotel Qatar), Dubai (Hotel Atlantis The Palm Dubai) o Londres (Cipriani London). A lo que habría que sumar los más de 360.000 euros pagados en vuelos privados. En total siete vuelos de los que dos fueron por criterios únicamente futbolísticos, es decir, con la intención de que los jugadores llegaran en las mejores condiciones posibles. Sin embargo, los otros cinco vuelos se utilizaron para dos funerales, para negociaciones de fichajes, el viaje a la Final Four de París y visitas a los Centros de la Fundación. Curiosamente en el último de ellos, el dinero donado a la causa benéfica era inferior a lo pagado por el ‘jet’ privado.

 

Rosell llevará a la anterior Junta a los tribunales tras la decisión tomada en la Asamblea de Compromisarios

 

Pero estos gastos rozan el esperpento cuando uno recuerda que el Barça fichó a dos jugadores de dudosa calidad y que ni siquiera fueron presentados en el Camp Nou. Mucho menos aún, acudir a un entrenamiento del primer equipo. Ambas operaciones son dudosas de origen, ya que el Barça efectuó los fichajes a través de la empresa Traffic y adquiriendo los jugadores del Deportivo Brasil, club de la Segunda División paulista. Los agentes de ambos suponen para el Barça un coste fijo hasta la temporada 2011-12. En total 24,3 millones de euros tirados a la basura por un tal Henrique y un tal Keirrison.

Entre el resto de acciones de dudosa justificación ética o económica destacan los 880.000 euros gastados entre el concierto de U2, los partidos de Champions y la final de la Euroliga, que en ningún caso fueron a parar a socios; los 576.000 euros del catering de la Llotja del Camp Nou; los 2.656.000 euros del espionaje a directivos, socios (entre ellos Rosell), y periodistas orquestado por el Director General, Joan Oliver; los 656.000 euros de la seguridad personal de Laporta, en la que ‘coló’ las obras de su domicilio; los 7 millones y medio por los compromisos adquiridos en la Masía de Buenos Aires; y los 5 millones en viajes masivos de dudosa justificación, al Mundial de Clubes de Abu Dhabi entre otros y en ningún caso se incluyen aquí las necesidades de orden deportivo.

Lo que no se puede hacer es querer dar gato por liebre, e incluir en esos gastos injustificables el fichaje y posterior traspaso de Ibrahimovic, esto es, el viaje de ida y vuelta del delantero sueco a Milán. Para el de vuelta ya estaba al mando Rosell. Esos 37’2 millones de euros en que cifra la Due Diligence las pérdidas en esa operación. Sí es denunciable la comisión cobrada por Mino Raiola, representante de Ibra, que asciende a 8 millones.

Ahora es la justicia quien tiene que decidir. Rosell ya ha levantado las alfombras y aunque a los puristas quizá esto les parezca perjudicial y dañino para la imagen del club, que lo sería, más aún, si se corriera un tupido velo sobre esta escandalosa situación. Las dudas acechan ahora a un club cuya brecha social se ha reabierto de repente y el principal temor para Guardiola y los suyos es que ese guerracivilismo se extienda a su plantilla y acabe influyendo negativamente en el rendimiento deportivo. A Guardiola le toca blindar a su vestuario y demostrar, una vez más, sus dotes de filósofo.

Anuncios




La sonrisa imperfecta

26 08 2010

La noche se hizo día con su llegada. La oscuridad se tiñó de claridad, alegría y samba. Pocos jugadores han cambiado la historia de un club como lo hizo Ronaldo de Assis Moreira “Ronaldinho”, desde aquella tarde del mes de julio de 2003 en que estampó su firma en las oficinas del FC Barcelona. Su sonrisa iluminó a un club sumido en las sombras, con una galopante crisis deportiva y sin un referente al que agarrarse. Su fichaje inició el círculo virtuoso de Laporta e inauguró uno de los periplos más prósperos de la entidad culé. Aunque esa sonrisa resultó ser imperfecta.

Ronaldinho disfrutó dos años después del aplauso del Camp Nou

Antes, mucho antes, de conocer esas imperfecciones, Ronnie se había ganado el corazón de los azulgranas aquella madrugada del gazpacho frente al Sevilla, apenas en su segundo partido con la camiseta del Barça. Aquel golazo desde más de 40 metros fue su carta de presentación en el Camp Nou, el estadio que fue testigo del nacimiento de un nuevo astro del balón. Ronaldinho se convirtió en muy poco tiempo en el Rey Sol del barcelonismo, todo giraba en torno a su figura, todavía atlética, y con sus pases de gol, con sus regates imposibles, sus golazos, sus pulgares al aire y su sonrisa eterna cambió el status quo del fútbol español y europeo.

El Barça de hoy nació, creció y se multiplicó hasta el infinito bajo su amparo. Y pocos pueden presumir de ese privilegio. En la historia culé pocos han sido tan determinantes, pocos han dado un vuelco a la situación de tan grandes dimensiones. Si Kubala dejó pequeño Les Corts, Ronaldinho fue el mejor embajador del Barça en el arranque del Siglo XXI. Además de estos, Luis Suárez, Cruyff, Maradona y Samitier anidan en ese reducido santoral azulgrana.

Su fugaz subida a los cielos, coronada con aquella Champions League en París y esa ovación en el Santiago Bernabéu, fue solo el preludio del descenso a los infiernos. Sus días de vino y rosas se esfumaron casi con la misma facilidad con la que la tristeza se apoderó de su rostro. Tras tres años de excesos y éxitos, éstos últimos desaparecieron cuando se abandonó, cuando se dejó llevar por las tentaciones de su vida, cuando comenzó a vivir más de noche que de día. Entonces comenzamos a descubrir sus imperfecciones: sus salidas nocturnas (presentes desde su llegada), sus escaqueos de los entrenamientos, su ego de estrella, su aumento de peso, su sonrisa imperfecta.

Sus dos últimos años en Barcelona los vivió siendo señalados por todos: prensa, afición e incluso compañeros. La memoria del fútbol, esa gran desconocida, olvidó pronto su idilio con el Gaucho, las tardes de glorias, los días en que los focos de medio mundo apuntaban directamente a ese niño que trajo la magia al Camp Nou.

De allí se marchó en 2008, rumbo al Milán por la puerta de atrás (como tantos otros antes), para engrosar el cementerio de elefantes que ha montado Berlusconi en el club lombardo. Y por eso el homenaje rendido ayer en el Trofeo Joan Gamper se echaba en falta. Porque todos los que amamos este deporte nos levantamos alguna vez de la silla viendo jugar a Ronnie, viéndole reír, viéndole disfrutar del fútbol, de su vida. Una vida que como si de uno de sus regates se tratará terminó superándolo a él también. Su vuelta de honor al Camp Nou, su casa, tal y como él ha reconocido, forma parte ya de ese agradecimiento tardío, de ese reconocimiento justo para alguien que entregó los mejores años de su vida a cambiar el rumbo de los azulgranas. Porque todos tenemos defectos, e incluso imperfecciones y a pesar de ellos, Ronaldinho será eterno, como su sonrisa.





El sucesor de Quini

25 05 2010

Llega con un año de retraso y pasando por alto la jugarreta del año pasado. Entonces, Laporta le hizo un regate donde primó más dar salida a Eto’o que satisfacer las necesidades del entrenador. Entonces, como hoy David Villa  era la primera opción de Pep Guardiola para reforzar la delantera azulgrana, por la que Zlatan Ibrahimovic ha pasado de puntillas, sin hacer el ruido esperado en forma de goles. Sus 21 goles esta temporada se hacen pocos. Más aún si se comparan con los 29 marcados por ‘El Guaje’ Villa, su nuevo compañero y rival por un puesto en la delantera culé.

40 millones de euros tienen la culpa de que el ‘7 de España’ llegue al Camp Nou para convertirse en el 7 azulgrana y en el nuevo ídolo, otro más,  de la afición del Camp Nou. Villa engrosa así una jugosa lista de ilustres asturianos que vistieron la zamarra del Barça. Mención especial para dos de ellos: Luis Enrique y ‘El Brujo’ Quini. Precisamente, dos de los ídolos del nuevo jugador azulgrana. Villa aspira ahora a seguir su senda y convertirse en el sucesor de Quini, a base de goles, talento y compromiso con ese club.

Villa culé. El Guaje ha cumplido un sueño

Esas fueron algunas de las mejores virtudes del 9 asturiano que a principios de los ochenta hizo vibrar al Camp Nou donde llegó entrado en la treintena. Pero el gol no entiende de edades y ‘El Brujo’ se alzó en dos temporadas consecutivas (1981,1982) con el trofeo de máximo goleador de la Liga. Contaba con 32 y 33 años respectivamente. A David, el tren de su vida le ha llegado a los 29 años y parece que, al igual que al ‘Brujo’ en su día,al ‘Guaje’  le quedan goles para rato. Hasta el 2014, fecha en que termina su contrato, tiene tiempo. Además, David cumple su sueño de la infancia, tal y como me comentaba hace unos días un compañero de trabajo que habló directamente con sus amigos más íntimos, al enfundarse la camiseta azulgrana.

Su oportunismo, su velocidad, su movilidad y, sobre todo, su eficacia auguran la mejor de las conexiones con sus nuevos compañeros. En realidad, viejos compañeros de la Selección Española, como Xavi, Iniesta, Piqué, Puyol o Busquets, a los que conoce a la perfección. Eso, sin duda ayudará a su aclimatación a un vestuario y un estilo de juego como el del Barça, por otra parte tan parecido al de ‘La Roja’. En este sentido la pretemporada del Barça y de Villa ya ha comenzado con la concentración de Del Bosque y sus chicos.

Y precisamente ahí puede marcar David otro hito. Una vez enfundado en la camiseta azulgrana, ‘El Guaje’ puede convertirse en la máximo artillero de la historia de la Selección Española, arrebantando ese reto a Raúl González. El ‘7’ blanco suma un total de 44 goles y parece imposible que pueda seguir aumentando esa cuenta, mientras que Villa ha marcado 36 goles con ‘La Roja’ y con el Mundial de por medio, no es descabellado pensar que antes o después supere al antiguo ‘7’ de España. Lo cual no dejaría de ser curioso y hasta morboso, si me lo permiten. El tiempo pasa para todos y Villa, más goleador y con mejor promedio que Raúl, ha aprovechado mejor sus ocasiones y su rendimiento para coronarse con España. Villa, también se ha aprovechado de la época que le ha tocado vivir y por ello está en una posición inmejorable para entrar por derecho en la historia de nuestro fútbol.

Su fichaje es, sin duda, el primer bombazo del recién inaugurado mercado de fichajes. Un golpe de efecto, una foto de esas de las que acostumbra a regalarnos Laporta, quien aseguran que todavía guarda una última instantánea antes de abandonar la portrona culé, con la vuelta a casa de Cesc Fábregas. Con el catalán se redondearía un equipo de ensueño puesto en las manos de Guardiola, quien ya se frota las manos ante los innumerables recursos ofensivos con los que contará la próxima temporada. Villa será su estilete, la lanza más afilada de ese temido y mágico tridente que formará con Messi y Pedro (Ibra debería esperar su oportunidad en el banquillo). Con ellos el Barça ganará en velocidad, movilidad y efectividad para repasar los caminos de la gloria. Quini ya tiene heredero.

En Barcelona ya suena aquello de Villa, Maravilla:





La ‘Orejona’ en Madrid

16 04 2010

El Barça ha firmado hoy su contrato de alquiler. Ése con el que espera volver a Madrid el próximo 22 de mayo  para recoger las llaves de su morada en la leyenda del fútbol mundial. Como aval ha entregado la Copa de Europa,paso necesario y obligatorio del último regente de viejo continente para prolongar su estancia en el paraíso. La querida y anhelada ‘Orejona’ ya reposa en el Edificio de Correos, sede del Ayuntamiento de Madrid, ciudad que acogerá la final de la Champions League esta temporada.

Gallardón no tuvo problemas para coger la Copa, Laporta prefirió mirarla de reojo

Joan Laporta y Johan Cruyff, en su primer acto como Presidente de Honor, han entregado a Alberto Ruiz Gallardón el máximo trofeo continental conseguido hace poco menos de un año en la Ciudad Eterna. Esa eternidad ha rondando el ambiente del protocolario acto que ha reunido a lo más granado del deporte y la política madrileña. La posibilidad de que el FC Barcelona pueda repetir presencia y sensaciones en las entrañas del Santiago Bernabéu ha desatado el morbo y las suspicacias de más de uno en la recepción oficial.

Allí estaban también Florentino Pérez, Emilio Butragueño, el propio Gallardón, Enrique Cerezo, Ángel Villar, Ángel Torres, Kaká, Cristiano Ronaldo y Raúl, entre muchos otros. Todo han sido bonitas palabras, caballerosidad, empalago de elogios, dulces deseos y declaraciones políticamente correcto. Era lo que tocaba. Eso y aguantar el chaparrón unos, hurgar en la herida otros.

Por eso el Barça se ha sentido como en casa. Al menos eso ha intentado Florentino Pérez, el presidente del Real Madrid,  quien no ha dudado al asegurar que si finalmente los culés llegan a la final del Bernabéu encontrarán en el coliseo blanco y la ciudad, un segundo hogar. Para eso todavía hay que remar mucho y dejar por el camino al Inter de Mourinho, Eto’o, Sneijder, Milito, … Casi nada.

El Real Madrid se ha mostrado como un anfitrión ejemplar en un acto en el que las emociones en la sede del Ayuntamiento de Madrid han estado a flor de piel. Con la herida abierta del querer y no poder la UEFA ha tenido la ‘brillante’ idea de agasajar a los presentes con un video conmemorativo sobre el triunfo azulgrana de la temporada pasada. Son ganas de fastidiar, aunque como réplica han tenido un detalle con el club blanco y también han repasado la historia del equipo que cuenta con más ‘Orejonas’ en su recámara.

La Copa de Europa se quedará en la capital de España hasta el próximo 22 de mayo y todos aquellos que lo deseen podrán tocar y fotografiarse con el preciado trofeo a partir del lunes. El consistorio madrileño ha preparado un autobús que recorrerá la Villa con la copa como pasajero más ilustre. Tiempo suficiente para conocerse la ciudad, aunque esté de paso.





Esperpento Cruyff

27 03 2010

Es la penúltima cacicada de Laporta, una nueva salida de tono en esos últimos coletazos de su estancia en la portrona de la entidad azulgrana. El máximo mandatario culé propuso ayer en la reunión de la Junta Directiva que Johan Cruyff fuera nombrado Presidente de Honor del FC Barcelona, en un cargo similar al que ocupa Alfredo Di Stefano, en el eterno rival, el Real Madrid. La propuesta de Laporta fue aprobada por unanimidad entre sus directivos, entre los que no se encontraba Alfons Godall por motivos personales, y desde entonces se ha desatado la polémica.

Cargo. Cruyff pasará a ser un miembro más de la comitiva culé

La noticia fue hecha oficial por el director general del club, Joan Oliver quien afirmó que “nos ha parecido el momento adecuado ya que estábamos en un momento especialmente álgido en la trayectoria del Barça, no sólo en resultados sino en reconocimiento a nivel mundial de nuestro estilo de juego”. A Johan se le atribuye ahora la paternidad del Barça de las seis copas, de su estilo y de sus éxitos.  A esto se le ha sumado su aportación como jugador y entrenador, los únicos hechos contrastados.

Johan se había convertido en los últimos tiempos en la voz del ‘entorno culé’ y esta decisión ha desatado multitud de críticas e indignación entre una gran cantidad de aficionados. Las radios y los periódicos de Barcelona se colapsaron en la tarde de ayer ante los numerosas llamadas y correos que pedían explicaciones y se quejaban de una decisión que puede dividir a la masa social azulgrana en plena temporada electoral.

Y es que Cruyff, a pesar de sus éxitos como jugador y entrenador, tiene tantos detractores como seguidores. Laporta, aparcando los riesgos que esta decisión compromete, ha preferido añadir un nuevo ‘título’ a su vitrina, una nueva foto para su álbum como presidente de los azulgranas y un regalo envenenado para el futuro presidente azulgrana. Muchos son los expertos en el entorno culé que han interpretado la decisión como una pataleta más de Laporta, como la última imposición del máximo mandatario del Barça, quien temiéndose una posible derrota de su delfín en las elecciones ha querido prolongar su legado más allá de junio. El más explícito, ha sido el ex-jugador azulgrana Migueli, que lo ha calificado como “una vergüenza y una humillación. ¿Acaso Johan ha sudado más que otros la camiseta?

El caso es que la relación entre Rosell, el principal favorito para suceder a Laporta, y Johan Cruyff es nula y se podría recurrir la decisión ya que ésta todavía tiene que ser retificada. Lo lógico sería que la junta hiciera esa consulta entre todos los socios, porque su poder de decisión a poco más de tres meses de su disolución no parece de recibo. Laporta ha tardado 7 años (los que ha estado como presidente) en proclamar a Cruyff como presidente de honor, un gesto que divide más une al barcelonismo en un momento fundamental de la temporada, algo que puede influir al club, al equipo de Guardiola instalado en el medio de toda la vorágine electoral.

Y además está la supeditación del club, de la entidad a las descalabradas decisiones de Laporta. El FC Barcelona debería estar por encima de jugadores, presidentes o entrenadores, todos ellos son aves de paso, y ni siquiera uno de los considerados cuatro magníficos de todos los tiempos ha conseguido unificar al barcelonismo. Flaco favor el que le ha hecho Cruyff a su amigo Laporta, aunque el único que saldrá dañado de todo esto será Jan, porque Johan no va a renunciar a ninguna de sus obligaciones y hobbies para ponerse al frente de su nuevo cargo. Se han vuelto a imponer los amiguismos que gobiernan nuestro mundo, ha vuelto a triunfar la incongruencia porque cómo puede explicarse que alguien que en su día demandó al club sea hoy su presidente de honor. Quizá a esto tampoco sepa dar respuesta Laporta.





El servidor de la patria

1 03 2010

Él que se ha servido del Barça para subir un escalón más en la pirámide del poder se postula ahora como salvador, mesías y líder del independentismo catalán. La careta se le ha terminado de caer a Joan Laporta hoy, día en que ha presentado su página web (laporta2010.cat) bajo el lema “ahora es el momento de servir al país”. Su desembarco en la política está más cerca (eso si le quiere algún partido) tanto como el tiempo que le queda de estar al frente del timón azulgrana.

Cabecera de la web de Laporta

Es un paso más y a buen seguro no será el último. Ahora que su privilegiado lugar en la portrona presidencial del FC Barcelona se agota, Laporta ya tiene nuevos horizontes y éstos, a pesar de sus intentos por negar la mayor, tienen que ver con su salto a la política.“Ha llegado el momento de tomar decisiones valientes” apuntaba a bombo y platillo el todavía presidente del Barça en su recién estrenada web.  No ha tomado muchas él, que siempre ha preferido bajarse los pantalones para conseguir sus objetivos, espiar para saber quién estaba a su lado, o hacer oídos sordos al clamor de sus aficionados.

Han sido muchos los esperpentos que Laporta ha protagonizado a lo largo de estos siete años de presidencia. En ellos ha mezclado con demasiada asiduidad deporte y política, indepentismo y sumisión al estado español (como le gusta denominarlo a él). Sus incongruencias han superado ampliamente a los títulos cosechados por el equipo. Y eso que el Barça más glorioso de la historia ha sustentado en más de una ocasión al presidente y su junta directiva, mientras éstos desperdiciaban un momento histórico único para extender ese ‘Més que un club’ que sólo ha crecido en su vertiente más política. Incluso, me atrevería a decir que el anti-barcelonismo ha aumentado con la inestimable colaboración de ‘Jan’.

La web, como no podía ser de otra manera respira ese independentismo que Laporta ha guardado bajo la camiseta azulgrana todos estos años. ‘Jan’ en un alarde de político preparado y conocedor de la comunicación 2.0 muestra todas las redes sociales a través de las cuales podemos seguir sus andanzas: Twitter, Youtube, Facebook…, todo ello con la senyera de fondo y el catalán como lengua madre. El éxito, el interés, el morbo o la falta de previsiones ha provocado que la página se colapse varias veces esta mañana, y eso que a pesar de bucear por todas sus secciones Laporta mantiene, una vez más, su ambigüedad para no confirmar su próximo salto a la política. ¿Tendrá miedo a la caída? Por ahora, se consuela jactándose de las más de las más de 140.000 visitas que ha recibido en 6 horas.





13-J, la otra fecha del barcelonismo

30 01 2010

Se ha terminado con las especulaciones y se ha llegado a un acuerdo ¿consensuado? para poner fecha y hora a las próximas elecciones del FC Barcelona. La Junta directiva, reunida ayer en Vic, decidió convocar los comicios para el 13 de junio, una vez terminada la temporada. Con esta decisión se ha intentado preservar al equipo de la vorágine de trampas, descalificaciones, castillos en el aire y juego sucio que suelen presidir cualquier campaña electoral de un equipo de fútbol. Se cumple, así, con el deseo de Pep Guardiola y de sus jugadores quienes ya habían afirmado que preferían que las elecciones fueran al final para que no distrayeran al equipo.

Laporta oficializó ayer el día de las elecciones

La fase dura no comenzará hasta abril, cuando se abra el periodo electoral, pero hoy ya sufrimos una pre-campaña electoral que se presenta angustiosa y tensa por parte de todos los candidatos. Aunque precisamente hasta ahora los únicos que han sacado las garras y se han puesto a la defensiva han sido los que ya están situados en la portrona y deberían partir con ventaja. No obstante, el mandato de Laporta ha tenido tantas sombras como títulos cosechados y ni siquiera el mejor Barça de la historia es aval suficiente para acudir seguros ante una victoria en las urnas. En este sentido sería ético que tanto Alfons Godall (el delfín) como Jaume Ferrer abandonaran la actual Junta Directiva del Barça en el momento en que se abra oficialmente la campaña electoral.

Campaña electoral que estará marcada por un dato en el que quizá muchos no han reparado. El FC Barcelona cuenta tras estos años frondosos en títulos con casi 175.000 socios de los que en torno a 120.000 tendrán derecho a votar en los próximos comicios del mes de junio. Eso supone una amplia masa social que votará por primera vez y que puede restar importancia al voto tradicionalista culé. Además, hay que tener en cuenta que un número importante de esos socios no residen en Cataluña por lo que en esta ocasión el mensaje del Barça deberá ser más universal si se quiere llegar a todos. Las nuevas tecnologías en forma de redes sociales, entrevistas virtuales y blogs o webs de referencia serán fundamentales para captar la atención (y el voto) del socio azulgrana.

Sandro Rosell, segundo por la izquierda, es el principal adversario a la junta continuista

Laporta argumentó razones deportivas para justificar la fecha elegida para los comicios (algunos de los hombres fuertes de su Junta preferían que coincidiera con día de partido), una vez terminada la Liga y la Champions League, y en plena disputa del Mundial de Sudáfrica (ese día se disputará un Argelia-Eslovenia que es de suponer que no interese mucho a los socios azulgranas). Así “El proceso electoral no interferirá en la marcha del equipo. Los intereses deportivos se verán afectados lo menos posible”, ha añadido Laporta. Desde Barcelona ya se asegura que esta fecha beneficia a la incógnita de esta carrera por alcanzar la presidencia del Barça: Ferran Soriano. El ex-directivo del Barça anda enfrascado en reflotar la compañía aérea Spanair y aunque en más de una ocasión ha dejado entrever que se presentaría a las próximas elecciones, todavía no ha abierto la boca. Quizá su táctica se ésa, no desgastarse en exceso y entrar en la carrera por la sucesión de Laporta cuando los comicios se convoquen oficialmente.

Todo el barcelonismo tiene marcado en rojo el 22 de mayo, sabe que a principios de ese mes también se estarán jugando la Liga con el Madrid neo-galáctico, pero a partir de ahora tienen otra fecha que apuntar. El 13 de Junio, el día que comienza a dirimirse el futuro del mejor Barça de la historia, un paso adelante o un estancamiento, una continuación de modelo o un salto hacia la universalidad del club, son algunas de las cuestiones que dirimirán los comicios que marcarán una época. El nuevo presidente que comience a ejercer su cargo el 1 de julio de 2010 estará 6 años dirigiendo los designios del Barça y ése es tiempo suficiente para afianzar el despegue o estrellarse de mala manera.