El sucesor de Quini

25 05 2010

Llega con un año de retraso y pasando por alto la jugarreta del año pasado. Entonces, Laporta le hizo un regate donde primó más dar salida a Eto’o que satisfacer las necesidades del entrenador. Entonces, como hoy David Villa  era la primera opción de Pep Guardiola para reforzar la delantera azulgrana, por la que Zlatan Ibrahimovic ha pasado de puntillas, sin hacer el ruido esperado en forma de goles. Sus 21 goles esta temporada se hacen pocos. Más aún si se comparan con los 29 marcados por ‘El Guaje’ Villa, su nuevo compañero y rival por un puesto en la delantera culé.

40 millones de euros tienen la culpa de que el ‘7 de España’ llegue al Camp Nou para convertirse en el 7 azulgrana y en el nuevo ídolo, otro más,  de la afición del Camp Nou. Villa engrosa así una jugosa lista de ilustres asturianos que vistieron la zamarra del Barça. Mención especial para dos de ellos: Luis Enrique y ‘El Brujo’ Quini. Precisamente, dos de los ídolos del nuevo jugador azulgrana. Villa aspira ahora a seguir su senda y convertirse en el sucesor de Quini, a base de goles, talento y compromiso con ese club.

Villa culé. El Guaje ha cumplido un sueño

Esas fueron algunas de las mejores virtudes del 9 asturiano que a principios de los ochenta hizo vibrar al Camp Nou donde llegó entrado en la treintena. Pero el gol no entiende de edades y ‘El Brujo’ se alzó en dos temporadas consecutivas (1981,1982) con el trofeo de máximo goleador de la Liga. Contaba con 32 y 33 años respectivamente. A David, el tren de su vida le ha llegado a los 29 años y parece que, al igual que al ‘Brujo’ en su día,al ‘Guaje’  le quedan goles para rato. Hasta el 2014, fecha en que termina su contrato, tiene tiempo. Además, David cumple su sueño de la infancia, tal y como me comentaba hace unos días un compañero de trabajo que habló directamente con sus amigos más íntimos, al enfundarse la camiseta azulgrana.

Su oportunismo, su velocidad, su movilidad y, sobre todo, su eficacia auguran la mejor de las conexiones con sus nuevos compañeros. En realidad, viejos compañeros de la Selección Española, como Xavi, Iniesta, Piqué, Puyol o Busquets, a los que conoce a la perfección. Eso, sin duda ayudará a su aclimatación a un vestuario y un estilo de juego como el del Barça, por otra parte tan parecido al de ‘La Roja’. En este sentido la pretemporada del Barça y de Villa ya ha comenzado con la concentración de Del Bosque y sus chicos.

Y precisamente ahí puede marcar David otro hito. Una vez enfundado en la camiseta azulgrana, ‘El Guaje’ puede convertirse en la máximo artillero de la historia de la Selección Española, arrebantando ese reto a Raúl González. El ‘7’ blanco suma un total de 44 goles y parece imposible que pueda seguir aumentando esa cuenta, mientras que Villa ha marcado 36 goles con ‘La Roja’ y con el Mundial de por medio, no es descabellado pensar que antes o después supere al antiguo ‘7’ de España. Lo cual no dejaría de ser curioso y hasta morboso, si me lo permiten. El tiempo pasa para todos y Villa, más goleador y con mejor promedio que Raúl, ha aprovechado mejor sus ocasiones y su rendimiento para coronarse con España. Villa, también se ha aprovechado de la época que le ha tocado vivir y por ello está en una posición inmejorable para entrar por derecho en la historia de nuestro fútbol.

Su fichaje es, sin duda, el primer bombazo del recién inaugurado mercado de fichajes. Un golpe de efecto, una foto de esas de las que acostumbra a regalarnos Laporta, quien aseguran que todavía guarda una última instantánea antes de abandonar la portrona culé, con la vuelta a casa de Cesc Fábregas. Con el catalán se redondearía un equipo de ensueño puesto en las manos de Guardiola, quien ya se frota las manos ante los innumerables recursos ofensivos con los que contará la próxima temporada. Villa será su estilete, la lanza más afilada de ese temido y mágico tridente que formará con Messi y Pedro (Ibra debería esperar su oportunidad en el banquillo). Con ellos el Barça ganará en velocidad, movilidad y efectividad para repasar los caminos de la gloria. Quini ya tiene heredero.

En Barcelona ya suena aquello de Villa, Maravilla:

Anuncios




El talón de Aquiles

15 02 2010

Ayer confirmaron que son humanos y perdieron la condición de invictos que todavía paseaban por los campos de España. El FC Barcelona volvió a salirse en su curva maldita, que diría mi nuevo compañero de trabajo, esa que surca las entrañas del Vicente Calderón. Allí un año más la Liga volvió a apretarse un poco más  y algo bueno traerá todo esto. La emoción, la tensión, la presión entre los dos colosos de nuestro fútbol y el olvido de las teorías conspiratorias.

Xavi y Keita han sido los últimos en caer

En la Ribera del Manzanares volvió a dejarse el Barça algo más de tres puntos. Del Calderón volvió con la figura imponente de Cristiano y Cía más perfilada en el retrovisor y con la enfermería más llena. A las numerosas bajas en defensa se sumó (a los cinco minutos de partido) el malí Keita por una rotura muscular en el muslo derecho y Xavi con una lesión fibrilar en el muslo derecho. El cerebro y el músculo culé también se rompen cuando se aproximan las primeras rampas duras de la temporada.

Y es que si al encuentro frente al Atlético de Madrid el Barça llegó con bajas, al siguiente frente al Rácing llegará en cuadro. A saber, Dani Alves tiene para dos semanas más, Eric Abidal estará en el dique seco casi dos meses, Touré no sabe si llegará a tiempo para la Champions, Chygrynskiy también está forzando para llegar a la cita europea; y ahora a ellos se le suman Keita y Xavi. La sexta lesión en ocho días. La única buena noticia para Pep es la vuelta de Piqué y Márquez tras cumplir sus respectivos partidos de sanción.

Y si la plaga de lesiones son el talón de Aquiles del equipo de Guardiola, las piernas no andan mucho mejor. El esfuerzo de una temporada tan cargada de títulos como de partidos y de alta tensión comienza a notarse en el corto plantel azulgrana. Hasta ahora los canteranos han ido valiendo, pero cuando comience a decidirse lo serio a más de uno pueden temblarle las piernas. Guardiola se ha jugado todos los títulos desde que llegó al banquillo azulgrana con 14 jugadores y de esos, hoy tiene lesionados a cinco titulares indispensables.

El Barça ya tuvo un inicio de febrero dubitativo el año pasado y habría que recordar todo lo que vino después. Eso lo sabemos todos. Pero este traspiés, el primero de la temporada en la competición casera, ha venido acompañado por un peligroso bajón físico que comienza a atisvarse en las piernas de los culés en los últimos treinta minutos de partido. Este año (me refiero a 2010) al Barça le cuesta más decantar los partidos, finiquitarlos y dominar a sus rivales.

Éstos van conociendo las debilidades del líder y Guardiola va a necesitar horas extras para reorganizar el rompecabezas que se le presenta de medio campo para atrás. Anoche no salió nada pero el ejemplo del Calderón ya estará guardado en todas las hemerotecas de los grandes de Europa. El Barça ha descubierto sus puntos débiles y ahora, nadando a contracorriente, será buena prueba de fuego para ver la mano diestra de Guardiola y el verdadero recorrido del mejor Barça de la historia.